IVÁN PETRELLA: «ARGENTINA NECESITA DE UN PERONISMO NO KIRCHNERISTA PARA SOLUCIONAR SUS PROBLEMAS»

REVISTA REPUBLICANA: En la marcha del domingo, la novedad fueron los discursos de jóvenes y distintos referentes de las redes sociales. ¿Cómo analiza esto ?

IVÁN PETRELLA: Es parte de un fenómeno general—la irrupción de las redes sociales en nuestras vidas y en la política en particular. Cada vez más vivimos en lo que el filosofo Luciano Floridi llama “onlife”, donde no hay ya separación entre nuestra vida en redes y sin redes. Estamos siempre conectados. Entonces no debería sorprender que referentes de las redes sociales cobren mayor relevancia y gravitación política.

RR: ¿Cree que estas marchas tienen un fuerte contenido anti sistema o cree que son marchas de oposición al gobierno ? Porqué?

IP: Son las dos cosas porque este gobierno es la encarnación del sistema que maneja los hilos del poder hace décadas. Son las personas y las ideas que más tiempo han gobernado el país desde la vuelta a la democracia : políticos, gremios, empresarios, e intelectuales que difícilmente van a cambiar las cosas porque se benefician con un statu quo construido sobre ideas anacrónicas que benefician una minoría.

RR: Cambiando de tema. Desde que comenzó el gobierno de Alberto Fernández, las miradas están puestas en las luchas internas en el propio partido de gobierno. ¿Porqué cree que pasa esto ?

IP: Hay quienes piensan que en el gobierno hay una puja entre AF y CFK. Tengo mis dudas, tiendo a pensar que piensan de la misma manera. Donde no tengo dudas es que hoy el peronismo está coptado ideológicamente por el kirchnerismo y no tiene porque ser así. Argentina necesita de un peronismo no kirchernista para solucionar sus problemas.

RR: Por último, el gobierno anunció que finalmente presentará el proyecto de legalización del aborto. ¿Cómo cree que puede afectar esto a la alianza con la iglesia ? ¿Porqué cree que hubieron tantas idas y vueltas con este tema ?

IP: Hay ideas y vueltas porque es uno de los temas mas sensibles que un país y un Congreso pueden tratar. Acá y en cualquier parte del mundo. Sería sorpresivo que la iglesia no se oponga al tema.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: